El mundo en mis manos

Nuestra filosofía de vida, a través de este hermoso texto

La vida es un instante que pasa y no vuelve. Comienza con un fresco amanecer; y como un atardecer sereno se nos va. De nosotros depende que el sol de nuestra vida, cuando se despida del cielo llamado “historia”, coloreé con hermosos colores su despedida. Colores que sean los recuerdos bonitos que guarden de nosotros las personas que vivieron a nuestro lado.

Libro de visitas

Cumple de nuestro amor colombianito

Lilypie - Personal pictureLilypie Kids Birthday tickers

Nuestro tesoro llanerito está con nosotros

Lilypie - Personal pictureLilypie Waiting to Adopt tickers

Nuestro aniversario de boda: El más feliz lo hemos celebrado con Rafa en Bogotá

Daisypath - Personal pictureDaisypath Anniversary tickers

Advertencia a los que insultan

Advertimos a todos los simpáticos anónimos que nos insultan, que investigaremos la IP de donde proceden los comentarios y que tendrán pronto noticias nuestras. En la Red no existe nadie anónimo
Recordamos que la libertad de expresión acaba cuando se hiere el honor de la persona.

viernes, 1 de octubre de 2010

Gorro y bufanda telaraña

 Como estoy esperando las agujas para el proyecto Cherie Amour, me he puesto a hacer el primero de los gorros que voy a hacer.

Está completamente salido de mi imaginación. He usado lana tejida de ovillos.com, que me sobró del chal hortensia y lana spring en dos colores de también ovillos.com




 Como véis, un toque de color para el otoño




Queda muy alegre









Se combina con una bufanda cortita, haciendo juego





Ahora, con el veranillo de San Miguel, no pega, pero cuando venga el frío va a dar el toque de color al invierno



La mitad de un color y la otra mitad del otro





Aquí el conjunto  entero




Los cuadrados



La abertura para poder atar la bufanda



Y el cambio de color de la bufanda


Mañana, en la quedada, empezaré el siguiente gorro, que es tipo años veinte, con flor incorporada.

Hasta el siguiente gorro, esperadme

Cielos de Septiembre

Septiembre ha pasado rápidamente.

Los cielos otoñales ya aparecen, con su variedad de matices.

Ha sido un mes en el que he conocido a dos personas, cada una totalmente distinta:








Martín, un encanto de persona. Un chileno afincado en la Vall d'Uixò, con una gran cultura, polifacético, y con el que se puede hablar de todo.









Por otra parte, Antonio Moya, una persona a la que ofrecimos nuestra ayuda y que ha resultado ser un mentiroso y un timador. Ahora, las piezas del puzzle que no nos encajaban encajan perfectamente. Un indeseable. No me paro a pensar si es por enfermedad mental o porque no tiene moralidad. No soy Dios.





Un mes de vuelta al cole. Rafa es el último año que va a Infantil. El año que viene ya entrará por la puerta de los mayores ¡Cómo pasa el tiempo!








Un mes en el que sé que mucha gente de Faura me lee, y les doy las gracias.
Por supuesto, a esta persona que se interesa por el tema de la adopción, desde aquí, que me diga qué día le viene bien para pasar una tarde en mi casa . Con un café, podemos explicarle mejor el hermoso y gratificante mundo de la adopción.

Bueno, esta entrada es como el otoño: variable. Desde la más espantosa tormenta hasta los más hermosos amanceres.
Un beso a todos