El mundo en mis manos

Nuestra filosofía de vida, a través de este hermoso texto

La vida es un instante que pasa y no vuelve. Comienza con un fresco amanecer; y como un atardecer sereno se nos va. De nosotros depende que el sol de nuestra vida, cuando se despida del cielo llamado “historia”, coloreé con hermosos colores su despedida. Colores que sean los recuerdos bonitos que guarden de nosotros las personas que vivieron a nuestro lado.

Libro de visitas

Cumple de nuestro amor colombianito

Lilypie - Personal pictureLilypie Kids Birthday tickers

Nuestro tesoro llanerito está con nosotros

Lilypie - Personal pictureLilypie Waiting to Adopt tickers

Nuestro aniversario de boda: El más feliz lo hemos celebrado con Rafa en Bogotá

Daisypath - Personal pictureDaisypath Anniversary tickers

Advertencia a los que insultan

Advertimos a todos los simpáticos anónimos que nos insultan, que investigaremos la IP de donde proceden los comentarios y que tendrán pronto noticias nuestras. En la Red no existe nadie anónimo
Recordamos que la libertad de expresión acaba cuando se hiere el honor de la persona.

domingo, 30 de enero de 2011

Excursión a Valdelinares

 Este domingo, y aprovechando las últimas nevadas, nos hemos ido de excursión a Valdelinares, el sitio donde casi todos los valencianos van.

Nos equivocamos de camino y fuimos por el camino largo, que nos permitió ver estos paisajes preciosísimos. A ver si para la próxima nos enteramos que se va por Mora de Rubielos y no por Rubielos de Mora

Ya llegando a Valdelinares, el pueblo más alto de España, la nevada era potente y se estaba encapotando el día

Todo muy blanco, pero con el cielo gris, no conjuntaba muy bien

Me encantan los árboles nevados, que parecen cubiertos de merengue

Este año en la estación, han  puesto pista de trineos. Y allí nos fuimos, con Rafa en cabeza, dispuestos a pasárnoslo en grande


Rafa, al contario que su mami, le ha cogido el tranquillo al trineo y en su cara se le ve lo bien que se lo estaba pasando

Más tarde, nos fuimos al parque infantil

Allí nos dedicamos a jugar, y Rafa tuvo su primera y segunda rabieta. Le gusta tirar nieve, como véis, pero no le gusta que se la tiren.

Rápidamente le hicimos saber que donde las dan, las toman

Y nos fuimos fuera de pistas, para explorar el Gran Nevado.


Me encanta la nieve en las montañas.
 Hicimos un muñeco de nieve, que mi señor marido decoró.
 El tiempo estaba bien, y no hacía particular frío.

Al estar bajo cero, todo estaba así de congelado, pero ibamos disfrazados de cebollas y ni se notaba
 Mi marido descubrió el barranco al que fue, cuando era más joven, con sus amigos.


Luego, nos encontramos con otra familia y le pedimos que nos sacara la foto de familia feliz


Este arbolito parece artificial de lo perfecto que es

Volvimos al aparcamiento, y Rafa seguía con la guera de bolas

Detrás de la nieve, está Rafita peleón

Para comer, habíamos reservado mesa en una bocatería de Alcalá de la Selva . Este sitio es un pueblo de postal, preciosísimo.
 Nos zampamos unas hamburguesas excepcionales, y luego, las bajamos paseando hasta su castillo.


De vuelta a casa, estas nubes que parecen Dios en el Antiguo Testamento. Y la que cayó en esa zona, mejor no cuento.


Debajo del todo, toditas las fotos. Que las disfrutéis













miércoles, 26 de enero de 2011

Mohawk rojo y nego y mohawk verde y blanco: encargos acabados

 Por fin he acabado los mohawk que me han encargado.

Lo más laborioso ha sido la cresta, en la que me he tenido que armar de paciencia.

La diferencia con el original es que tiene coleta también.


Aquí véis el motivo de la paz. Mi cámara hace unos rojos antinaturales, pero es lo que hay.

Aquí véis la parte de arriba, con la cresta y el motivo de la paz, que no está bordado, sino hecho conjuntamente con el gorro.


Como modelo excepcional, tenéis a mi hijo, que se ha quedado prendado de estos gorros.


Aquí véis las trenzas, que son las trenzas de toda la vida


A mi, particularmente, este gorro me gusta más que el verde. Pero como para todo, hay gustos.

Este es el mohawk verde.


La diferencia con el original es que la cresta, la coleta y los pompones de las trenzas, son en verde y blanco


La trenza son 3 puntos hechos a punto bobo

Mi modelo favorito

La coleta trasera


¡Qué guapo que está!

Mañana enviaré a su propietaria estos gorros.

A Rafa le voy a hacer uno de este estilo, pero con cenefa distinta,  y otros colores.

Está claro que este tipo de gorros, les encanta a los niños.

jueves, 20 de enero de 2011

Encargos: mohawk hat rojo y mohawk hat verde

 Una encantadora señora de Badajoz me ha encargado estos dos gorros para sus  hijos

Ayer fui a comprar las lanas, porque mi marido tiene la gripe intestinal y se encontraba algo mejor.

El gorro rojo y negro será tal cual pero con coleta El verde será en un verde primavera, con la cresta verde y blanca
Ayer empecé, pero un inoportuno ataque de estómago me hizo estar toda la tarde vomitando y esas lindezas. Se ve que quería emular a mi marido,


Hoy me he levantado baqueteada, y con pánico a comer. Teniendo en cuenta que ayer vomité la cena de antesdeayer, podréis imaginaros los cuidaditos que pongo a la hora de comer.


En fin, que hoy al menos acabo la cenefa del gorro verde. Ayer, pocha y todo, hice una trenza con su orejera y parte de la otra trenza.

Y esta va a ser ni labor hasta que acabe y luego...¿os acordáis de la capa en alpaca? pues a ver si la acabo, jaja

sábado, 15 de enero de 2011

15 Enero: entrega de titulo de Animadora litúrgica

 Pues si: llegó el día para el que había  hecho el vestido espantapájaros. Un día reluciente en que pude usar medias de rejilla con dibujos.

Me puse mi vestido, con el chal azul con piedritas, y mi aderezo azul ¿verdad que es bonito?

Mi mayor problema eran los granitos de los ojos. Sin maquillaje, parecía enferma o que me habia pegado un porrazo. Con maquillaje, parecía un lagarto. Opté por el asunto reptiliano.

Gracias a la cortisona en crema que me estoy dando, pues ya no se me va cayendo la piel a escamas en plan nevada. Sólo hay nevisca.

Las causas, me las imagino yo solita: el estrés de un par de disgustos, la enfermedad de mi suegra, la decepción en algún asunto, el saber que mi marido se le acababa el subsidio...El cuerpo, tarde o temprano, te pasa factura. Y esta vez ha sido a base de granitos multilocales, que desaparecen con cortisona, gracias a Dios.

Y sigo con la entrega. Después de una misa, que, comparada con las que voy en mi puebo, se me hizo la mar de amena (mi marido no opina lo mismo, pero es que no va todos los días a una misa en la que se canta la misa de angelis en latín, y la consgración es de espaldas y también en tan bella lengua que desconozco), pues eso, después de la misa, hubo entrega de diplomas por parte del Arzobispo de Valencia, Carlos Osoro
 Yo andaba preocupada por el protocolo, pero, simplemente el obispo te entrega el diploma, le besas el anillo en señal de obediencia (a la Iglesia no al obispo, obviamente), el obispo te felicita y yo le doy las gracias.

Claro está, que me puse nerviosa y anduve a mi paso natural, que es más bien rápido. Fui yo misma y según mis amigos, poco más y no me sacan la foto. Lástima de no haber entrenado. 



 Luego, foticos con el señor obispo, que es la mar de agradable. Quiso que los niños se pusieran a su lado


El obispo es como un gran abuelo y no le importó que Rafa le tirara de su abrigo (aunque a la típica señora ultra ultra sí le molestó que molestaran al "señor obispo")








Luego nos fuimos a la Facultad de Teología donde había picadeta. Y como había hambre, y por fin, la picadeta era de salado, sacié mi apetito.

Luego, nos fuimos a un centro comercial que no conocíamos y comimos en un Bocatines. Que ahora lo llevan los chinos y ha desmejorado una barbaridad. Incluso nos dieron un bocatín vacío. Y realmente en dos de ellos había que usar el microscopio para saber qué tenían dentro. 

Y así concluye este hermoso día. No hay más fotos porque mi cámara tiene malos hábitos de sacar fotos en sitios como iglesias. Y hay que hacer más photoshopes de esos, vía picasa, que ni sé. Y aún y así os reto a averiguar quien soy.

Mi marido dice que está hasta los moños (más bien hasta otro sitio, pero soy más fina) y que la próxima cámara no va a ser una Sony. Palabra de valenciano

De todos modos, la fotógrafa que hacía las fotos oficiales nos ha dicho que la subdirectora del Instituto Diocesano de Ciencias Religiosas, nos pasará una versión mini de las susodichas fotos, y así nosotros podemos encargar la copia grande. Quiero hacer un album Hoffman.

Y esto ha sido todo, amigos. Estoy muy feliz. Y no me importan ni los granos ni los fideos. Olé por mí