El mundo en mis manos

Nuestra filosofía de vida, a través de este hermoso texto

La vida es un instante que pasa y no vuelve. Comienza con un fresco amanecer; y como un atardecer sereno se nos va. De nosotros depende que el sol de nuestra vida, cuando se despida del cielo llamado “historia”, coloreé con hermosos colores su despedida. Colores que sean los recuerdos bonitos que guarden de nosotros las personas que vivieron a nuestro lado.

Libro de visitas

Cumple de nuestro amor colombianito

Lilypie - Personal pictureLilypie Kids Birthday tickers

Nuestro tesoro llanerito está con nosotros

Lilypie - Personal pictureLilypie Waiting to Adopt tickers

Nuestro aniversario de boda: El más feliz lo hemos celebrado con Rafa en Bogotá

Daisypath - Personal pictureDaisypath Anniversary tickers

Advertencia a los que insultan

Advertimos a todos los simpáticos anónimos que nos insultan, que investigaremos la IP de donde proceden los comentarios y que tendrán pronto noticias nuestras. En la Red no existe nadie anónimo
Recordamos que la libertad de expresión acaba cuando se hiere el honor de la persona.

viernes, 18 de mayo de 2007

mermelada de nísperos


Anteayer y ayer me puse con la mermelada de nísperos.

Ingredientes:
2 kgs de nísperos
1/2 kg de azúcar
Azúcar avainillado a gusto
Una rama de canela
Zumo de limón
Una manzana (yo he puesto futji)




Pelé y deshuesé los nísperos. Las pieles y huesos las puse en
un bol, y la carne en otro. E hice lo mismo con la manzana


Añadí azúcar a ambos boles, hasta completar el 1/2 kg (mucha más en el bol de carne que en el de huesos)
Rocié con el limón. En el bol de la carne, puse azúcar avainillado y una rama de canela.

Dejé reposar todo el día. Y a medida que el bol de la carne de fruta dejaba soltar agua, la iba poniendo en el bol de los huesos.


Una vez todo macerado, colé el agua de las pieles y huesos, y la añadí a la carne de fruta. Trituré con el minipimer y lo puse en la máquina de pan en el programa mermelada.

Aparte, puse al baño maría unos botes, con las tapas aparte. Una media hora o así.
Una vez hecha la mermelada, dejé templar. Y con un cacillo con boca vertedera, fui echando la mermelada. Tapé bien, y puse al baño maría otra media hora.
A la hora de sacar los botes, les dí rápidamente la vuelta, y así se consigue que se cierren herméticamente.
La mermelada está excelente y es ideal para esta época donde hay nísperos a punta pala, y no da tiempo a comérselos todos.